Google Tarjeta d embarque: Bizcocho vegano de calabaza y crema de chocolate

Bizcocho vegano de calabaza y crema de chocolate



2015 ha comenzado con muchas prisas, llevamos dos semanas ya y salvo el rápido post que prepare para la noche de reyes no he tenido tiempo de sentarme a escribir este que tendría que haber sido el primero del año, una receta dulce preparada en la mejor de las compañías, mis niños.

El primer día del año me gusta quedarme en casa y reposar un poco el estómago después de la Nochevieja. Preparar una comida ligera y un postre, que me ayudan a hacer los niños, suele ser un bizcocho, con menos azúcar de lo habitual que es lo que te pide el cuerpo ese día. Esta vez decidí hacer un bizcocho de calabaza porque mi hermano me había regalado un trozo bien grande de calabaza ecológica, de la de verdad, del huerto de una amiga suya. Para que no se estropease la asé, la dividí en tres partes para ir usando en diferentes bizcochos y guardé dos en el congelador. Allí sigue a la espera de que nos apetezca un bocado dulce y encienda de nuevo el horno. Aunque creo que pasaran unos días antes, llevo un par de semanas que lo que más me apetece son las ensaladas y batidos verdes y eso que hace un frío que pela, pero el cuerpo es sabio y si eso es lo que me pide…

Como ya tenía en el blog un bizcocho de calabaza tradicional pensé que estaría bien subir uno vegano, el puré de calabaza asada le da el punto de jugosidad que le faltaría sin el huevo y el resultado es bastante más ligero que otros bizcochos veganos que he intentado con anterioridad. Espero que te guste tanto como a mi =)




Bizcocho vegano de calabaza y crema de chocolate

250 gr de harina de espelta
100 gr de azúcar  integral
Una pizca d sal
250-300 gr de puré de calabaza asada
75 gr de aceite de oliva suave o vegetal 
Un chorrito de vinagre de manzana
1 cucharadita y 1/2 de levadura química
1 cucharadita de canela en polvo
1/2 cucharadita de jengibre en polvo

Relleno: Crema de cacao y avellanas (si es casero mejor)

Elaboración:

En un bol ponemos el puré de calabaza junto al aceite y el vinagre, incorporamos el azúcar, la sal, la canela y el jengibre. Por último añadimos la harina y la levadura. Mezclamos bien. Dejamos reposar en la nevera mientras se calienta el horno. 180°.
Cuando esté listo el horno ponemos la masa en el molde elegido que habremos aceitado previamente, con la ayuda de una manga o una jeringuilla de cocina (más cómoda para los niños) vamos inyectando crema de chocolate por diferentes puntos del bizcocho o en el centro si decides hacer magdalenas. Nosotros hicimos magdalenas por lo que enseguida estuvieron listas, unos 20 minutos, pero si haces un bizcocho tardará entre 30-35 minutos, dependiendo de la profundidad del molde.
Cuando estén listas apagamos y abrimos la puerta del horno y las dejamos dentro unos minutos más para que se vayan enfriando un poco más despacio que si las sacásemos de golpe, de esta manera no reducen su volumen. Hay que tener en cuenta que seguirán recibiendo calor, por eso debes apagar el horno cuando les quede un poco de humedad al pincharlas.

23 comentarios:

  1. Que ricos!!!Y que fotos más bonitas!! =)

    ResponderEliminar
  2. Me guardo la receta, tiene una pinta estupenda y probaré a hacerla.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ese día vino mi mami a comer y no le entusiasman mis postres, es más golosa que yo, y este le gustó ;)

      Eliminar
  3. Reconozco que aún no me he lanzado con ninguna receta de repostería vegana, aunque me llama la atención por puro desconocimiento que tengo del tema! Me guardo esta receta :)

    ResponderEliminar
  4. no he hecho nadda vegano. Pero con esta pinta. Lo pruebo

    www.conideasyaloloco.com
    http://blog.conideasyaloloco.com

    ResponderEliminar
  5. Este año se presenta raro y sin mucho tiempo para el blog, lo extraño, sobretodo cuando vengo a verte, me encantaría un trocito de este bizcocho y unas horas de charla, para desconectar es lo mejor, y así podría decir que el año empezó bien.
    Un besito linda!

    ResponderEliminar
  6. Ummm veo que el dulzor es el natural de la calabaza, me gusta, si señor!!! Muaks

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola mi niña!!! Si, la verdad es que el dulzor de la calabaza permite reducir mucho la cantidad de azúcar aunque luego hemos sido un poco traviesos y hemos puesto crema de cacao jeje
      Un besote!!!

      Eliminar
  7. que sepas que este finde lo probaremos. tengo calabaza asada en el congelador ;) ya vendré a contarte!
    un besazo, mi niña!!

    ResponderEliminar
  8. Una delicia, apuntado queda que tengo calabaza
    Bss

    ResponderEliminar
  9. Uy que si me gusta! Sabes que adoro hornear con calabaza, y tengo el problema de que todas las recetas que veo necesito probarlas, jajaja, así que guardada que va tu receta :). Me encanta que hayas recibido así el año, y seguro que tus peques disfrutaron un montón con estas delicias.

    Un abrazo!

    ResponderEliminar
  10. Se ven estupendas tus magdalenas Heva.
    Todo lo que sigo leyendo, escuchando... sobre la levadura química, me ha hecho dejarla hace tiempo.
    Un saludito

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Nunca he probado a hacer magdalenas con levadura natural (masa madre) ¿tu si?

      Eliminar
  11. Me gustan un montón tus magdalenas!!!.
    Besos crisylaura.

    ResponderEliminar
  12. Pues no se si el cometario estaba correcto o no, te decia que todos andamos igual y viendo tu receta entran gans de ponerse a cocinar. La semana pasada hice una receta tuya ya te contare, estaba deliciosa. Un besote grande.

    ResponderEliminar
  13. Sin duda voy a probar esta receta!! Felicidades por tu blog, me encanta tener opciones de cocina sana y además con unas fotos preciosas!

    ResponderEliminar