Google Tarjeta d embarque: Pan de soda integral con nueces y buttermilk vegetal

Pan de soda integral con nueces y buttermilk vegetal




Antes de mudarnos a nuestra casa estuvimos viviendo en un piso en el pueblo de al lado, debajo de casa había un obrador de pan, de los de verdad, hacían pan, solo pan y algún día empanadas, desde allí lo distribuían a varios pueblos. Cuando me levantaba para ir a trabajar, al salir a la calle lo primero que me llegaba era el olor a pan recién salido del horno ¡que olor!!!

A mi ya me volvía loca el pan, en todas sus variedades, asique las propuestas de Bake the Word me tienen entusiasmada, el mes pasado, no voy a negarlo, me costó sudores y un pequeño derrame en un dedo con tanto amasado, pero el esfuerzo valió la pena, este mes la propuesta era un premio por haber sido buenos, un pan fácil, fácil, con el que podíamos jugar, con la única premisa de mezclar al final del todo los ingredientes secos con los húmedos y meterlo rápidamente en el horno para que la reacción del bicarbonato con el ácido láctico se llevara a cabo en el horno y levase al máximo.

Lo primero que pensé fue en la harina, integral ¡claro! una vez más, espelta, no puedo evitarlo ¡me encanta! Luego el relleno, unas nueces y ya para rizar el rizo me puse a experimentar para hacerlo vegano, para realizar buttermilk casero se utiliza limón y pensé que realmente era este ingrediente el que reaccionaba con el bicarbonato, pero por si acaso hice un experimento ( a Adán le encantó ;)) puse tres vasos, uno con agua, uno con leche de arroz y otro con leche de vaca, añadí la misma cantidad de zumo de limón a los tres, dejé reposar 15 minutos y añadí el bicarbonato, no digo más, mejor lo veis:

Ya sabéis cual elegí ¿no? La masa con las cantidades que utilicé resulto un poco húmeda, mezclé todo en el bol con ayuda de una cuchara, apenas un minuto, y lo volqué en la mesa con un poco de harina, nada, aquello no era amasable, lo puse en el molde y cruce los dedos, el resultado, un pan de aspecto rústico pero bien esponjoso :)





Ya sé, ya sé, que para que hago un pan de soda vegano si luego voy y le pongo encima queso azul, lo siento, no pude evitarlo después de probar un poco, le iba perfecto.





Pan de nueces integral con buttermilk vegetal

4 tazas de harina integral de espelta (300 gr)
2 tazas de nueces peladas (150 gr)
5 gr de bicarbonato sódico
8 gr de sal

Para el buttermilk vegetal:
 2 tazas de café (pequeñas) de leche de arroz
10 ml de zumo de limón

Preparación:

Cortamos la leche con el zumo de limón, dejamos reposar 15 minutos. Mientras precalentamos el horno a 210°, en la bandeja del horno ponemos un cuenco con agua.
En un bol mezclamos la harina integral, la sal, el bicarbonato y las nueces troceadas, removemos. Cuando esté listo el horno añadimos el buttermilk al bol, mezclamos con ayuda de una cuchara y volcamos sobre un molde para cakes (previamente aceitado y enharinado), hacemos un corte sobre la superficie de nuestro pan a lo largo e introducimos en el horno. Horneamos 20 minutos, lo sacamos del molde y seguimos horneándolo 10 minutos más. Dejamos enfriar en una rejilla.

33 comentarios:

  1. Los quesos le van perfectos, no crees? y este toque de nueces? me ha gustado mucho ;)
    Feliz fin de semana guapa

    ResponderEliminar
  2. las tazas son las americanas? o son tazas españolas normales: de cafe, de te, vaso de agua, etc?. Gracias.

    ResponderEliminar
  3. Pintaza!!!!
    Me ha requeteencantado!
    Te lo cambio por el mío con los ojos cerrados!
    Besos
    Mercedes

    ResponderEliminar
  4. Ainsss Heva ¡pero qué pan tan ricooo!. Esto del queso azul me ha encantado, si es que así somos ;D. A mi me chifla el queso azul. La foto del experimento habla por si sola, si es verdad que no es lo mismo un buttermilk de esos bien cargados con todas sus grasas y sabores que este "vegan buttermilk" pero el efecto, es muy bueno. MUY RICO TU PAN :p. Un besote,

    www.cocinaamiga.com

    ResponderEliminar
  5. Te ha quedado perfecto, pásame una rebanada con queso que le va perfecto con esas nueces ;)

    ResponderEliminar
  6. Uf.. yo no hubiera podido vivir al lado de un horno... me hubiera engordado seguro!!! Te ha quedado delicioso el pan!! Besos

    ResponderEliminar
  7. Este es perfecto para desayunar y si si con este quesito que le va de fábula...beeesos

    ResponderEliminar
  8. Me encanta tus experimentos.Y si, esos sabores fuerte, como el queso azúl, le van genial.......

    Besos y buen finde.

    ResponderEliminar
  9. El olor a pan es fantástico e inunda toda la casa.
    Te quedó fantástico.
    Besos
    Mónica

    ResponderEliminar
  10. Que buena pinta tiene!!! Y ese experimento me ha encantado. No puedo decir lo mismo del queso azúl, que no me gusta nada, en fin, yo y los quesos somos un mundo aparte. Pero el pan, ayyyyyy el pan! Soy una loca del pan, me gusta tanto! Esta mañana me he levantado con olor a pan :-) desde hace un año nos hacemos nosotros el pan, bueno la panificadora lo amasa, jejejeje y es uno de los placeres del día, un poco de pan, con un chorrito de aceite... ohhhh se me llena la boca de agua, ya ves, una cosa tan sencilla y tan buena! debe ser que se acerca la hora de comer ;-) Besos Heva y que tengais un buen fin de semana!

    ResponderEliminar
  11. Vaya diferencia en el experimento con la leche de arroz, ay kukina, tú siempre marcando la diferencia, eres auténtica.

    ResponderEliminar
  12. Por favor qué pinta más increible!!, cómo me gustan los panes y galletas así, tan rústicos. Una gozada. Besos!

    ResponderEliminar
  13. Y ya está? No hace falta dejarlo levar? Pues aprece fácil y se ve delicioso!! Besos

    ResponderEliminar
  14. Heva, como me ha gustado tu experimento y tu pan ni te cuento, con unas fotos fantasticas como siempre. Probaré a hacer este pan de soda vegano, porque para esta propuesta me he decantado por uno integral con melaza y germen de trigo que está de muerte tambien, pero este me tienta un montón.

    Bss

    Virginia "sweet and sour"

    ResponderEliminar
  15. Díos mío te está volviendo una artistaza del pan.. al final le vas a hacer la competencia a tu antiguo vecino ;-)

    ResponderEliminar
  16. ¡Qué pinta Heva!, exquisito bocado.
    besitos y buen finde

    ResponderEliminar
  17. Fantástico!, yo tampoco me hubiera resistido a ese queso azúl, en fin si es que pan con queso a mi me sabe a besos. Otro pan que hemos preparado Heva, me encanta tu versión y esperemos a ver que nos proponen para el próximo mes.
    Un beso

    ResponderEliminar
  18. Felicidades tu pan, con el queso, ummm. Hemos coincidido en el reto. Me quedo por aquí. Buen fin de semana.

    ResponderEliminar
  19. El pan me ha encantado (ese toque de nueces, brutal) pero el experimento me parece lo más. ¿Servirá con leche de soja y arroz (es la que toma mi marido)? Tengo que probarlo.
    Me lo apunto.
    Feliz fin de semana.

    ResponderEliminar
  20. Tiene una pinta fantástica y las fotos son una auténtica maravilla.

    besos

    ResponderEliminar
  21. Yo tambien le voy cogiendo un cariño especial a la harina de espelta, habrá que probar este buttermilk con leche de arroz, un pan diferente con una gran miga me gusta mucho¡ Un besazo, Teresa

    ResponderEliminar
  22. Maravilloso! Hice este pan por vez primera hace unas semanas!!! me gustó el resultado!!! Bss

    ResponderEliminar
  23. Me ha encantado el experimento leche de vaca vs. leche de arroz! El pan tiene una pinta estupenda, con queso o sin queso... pero cierto es que el queso le va de maravilla. Un beso

    ResponderEliminar
  24. !!Genial!!, encima el buttermilk vergano. Enhorabuena, tiene una pinta estupenda y con un poco de ese queso ya ni te cuento. La fotografía como siempre impresionante. Por cierto, no se si te lo comenté, me has dado una alegría con lo de que el 50mm se puede usar en FF...¡¡biennnnn!!. Un abrazo

    ResponderEliminar
  25. Jajajja, que divertida, con el queso azul y el pan vegano, pero bueno, seguro que eso estaba delicioso.
    Que genial tu experimento, me encantó la idea de usar leches vegetales, muy innovadora.
    Estos panes a mi me encantan, los he preparado en dos oportunidades y fué exitazo, además no demoran nada y son cero trabajo, que mejor?.
    Muero por un pedacito y con el mismo queso :).
    Besos!

    ResponderEliminar
  26. Eva, mi niña bonita, qué bueno tu experimento! Yo no soy ni vegetariana, y menos vegana, pero tu versión hay que probarla, porque mira nada más cómo reacciona el bicarbonato con la leche vegetal! Pintaza mi niña!
    Un beso grande!

    ResponderEliminar
  27. Hola Heva para mi es un disfrute mirar tus fotografías, (no verlas) no me pierdo tus explicaciones sobre el tema, Gracias por ellas. Últimamente estoy intentando cambiar algunos hábitos en la comida y la foto de la prueba ha sido muy ilustrativa, creo que voy a probarla repitiendo el pan. !Es difícil no caer en el tentación con el queso!Bss.

    ResponderEliminar
  28. Me encantaria, me encantaria, me encantaria participar en estos retos del pan
    Me gusta hacer pan, y me gusta comerme mi pan!
    Solo el tiempo es mi enemigo!
    Unas fotos delicadas como siempre, y me vas a contar que tejes con esa lanita de ese color!!!! Qué lana es? Qué color?

    ResponderEliminar
  29. Guauuu Heva, que experimento más bueno y que hermoso pan has obtenido!!
    Me encanta tu propuesta y por supuesto tus fotos, que como siempre enamoran!!
    Besotes guapa!!!

    ResponderEliminar
  30. Hacer pan engancha, ya lo ves.
    Esta semana me estreno con el buttermilk, a ver qué saldrá.
    Tu sigue experimentando que me encanta!;)

    ResponderEliminar
  31. Qué maravilla de fotos, de receta, todo, como siempre.
    Heva, estamos emocionadísimas, la guía ya ha salido del horno... luego te mandaremos un email pero no podemos esperar más para enviarte el enlace:
    http://issuu.com/madridyyo/docs/losinventariosdemadridyyo_regalos_xmas12_finaltota

    Un abrazo enorme!

    ResponderEliminar